El paciente difícil: quién es y cómo manejarlo

Autores/as

  • J. Agreda
  • E. Yanguas

DOI:

https://doi.org/10.23938/ASSN.0425

Palabras clave:

Paciente difícil. Relación profesional sanitario-paciente. Manejo paciente difícil.

Resumen

El trabajo diario de los profesionales de la salud, obliga a interrelacionarse con todo tipo de personas, lo que lleva implícito un alto contenido emocional y un componente subjetivo, que aflora cuando menos se desea, y que dependiendo del manejo que se sea capaz de realizar, provoca más de un disgusto o más de una satisfacción. Se estima, que entre un 1 y un 3% de los usuarios que se atienden diariamente en las consultas, son catalogados como pacientes difíciles por los diversos profesionales de la salud. Es importante entender que dicha dificultad no puede achacarse exclusivamente al paciente, sino que a ella contribuyen así mismo características individuales de cada profesional. Resulta muy difícil establecer pautas inequívocas dados los matices tan diferentes que existen en cada interrelación. Existen diversas definiciones sobre los pacientes de trato difícil. O'Dowd los define como un grupo heterogéneo de pacientes, frecuentemente afectados de enfermedades relevantes, cuyo único rasgo común es la capacidad de producir distrés en el médico y el equipo que los atienden. La agresividad que los pacientes manifiestan en las consultas tiene que ver con variables como gravedad percibida, consecuencias, derechos que creen tener y reciprocidad que esperan del profesional. Las pautas de abordaje incluyen actuaciones sobre el entorno, el perfil del profesional y los específicos sobre pacientes difíciles, intentando cambiar la actitud inicial de rechazo por una de cooperación y ayuda con la persona que sufre.

Descargas

Publicado

2009-04-16

Cómo citar

Agreda, J., & Yanguas, E. (2009). El paciente difícil: quién es y cómo manejarlo. Anales Del Sistema Sanitario De Navarra, 24, 65–72. https://doi.org/10.23938/ASSN.0425

Número

Sección

Artículos originales