Política democrática y comunicación: un rapto consentido.

  • JOSEP M. VALLÈS
Palabras clave: calidad democrática, comunicación política, desafección política, internet.

Resumen

Se achaca a los actuales modos de comunicación y a sus operadores una responsabilidad directa en el descenso de la calidad democrática y en el fenómeno de la desafección política. Por su parte, medios y profesionales de la comunicación defienden su papel como mero reflejo de las graves carencias de las instituciones, de su funcionamiento y de la aptitud de sus titulares. El artículo incorpora aproximaciones recientes al tema y subraya, no sólo la influencia exógena de los medios, sino también la transformación de la propia política democrática por obra de los modos de comunicación prevalentes. Dicha transformación afecta al proceso político, a su arquitectura institucional y a los resultados que produce, debilitando la legitimidad del sistema y de sus decisiones. Se pregunta también si la irrupción de Internet refuerza o corrige la situación analizada. Finalmente, concluye con propuestas para devolver a la ciudadanía el papel activo que le corresponde desde una determinada perspectiva democrática.
Publicado
2010-11-30
Sección
ARTÍCULOS