Conducir con presencia de alcohol en España en 2018

  • F. Javier Álvarez

Resumen

Fundamentos: La asociación entre alcohol y lesiones por colisiones de tráfico es bien conocida. Nuestro objetivo fue analizar la frecuencia de conducir con presencia de alcohol en las pruebas de control en carretera, considerando diversas concentraciones de alcohol en aire espirado, así como conducir con la presencia de sólo alcohol o alcohol junto con drogas.

Métodos: Se ha realizado un estudio transversal en una muestra representativa de los conductores de vehículos de motor en vías públicas españolas, excluyendo ciclistas y conductores de vehículos de más de 3500 kg en 2018. En el estudio se han incluido 2.881 conductores. Los datos fueron analizados con el programa estadístico SPSS 24.0.

Resultados: El 10,9% (95% IC, 9,8-12,1) de los conductores fueron casos positivos a alguna sustancia: la presencia de alcohol (solo, sin ninguna otra sustancia) se observó en el 3,9% (3,2-4,6), y alcohol más alguna otra sustancia en el 0,8% (0,6-1,3).  El 2,1% (1,6-2,7) de los conductores presentó un nivel de alcohol en aire espirado superior al límite legal (>0,25 mg/L) permitido a los conductores (excepto noveles y profesionales). El 0,4% (0,2-0,7) de los conductores conducían con una concentración de alcohol en aire espirado >0,60 mg/L. Conducir con presencia de alcohol y drogas se observa en dos de cada diez casos positivos a alcohol.

Conclusiones: Conducir con presencia de alcohol es frecuente entre los conductores españoles, y no debieran pasar desapercibidos aquellos que conducen después de haber consumido alcohol y drogas.

Publicado
2020-11-13
Sección
ORIGINALES BREVES