Atención del embarazo durante la epidemia de Covid-19, ¿un impulso para el cambio?

  • Juan Gómez-Salgado

Resumen

La atención prenatal, entendida como cuidados habituales brindados durante la gestación, debe estar basada en pilares básicos tales como tener en cuenta el contexto sociocultural en el que se ofrece dicha atención, garantizar que el servicio sea apropiado, accesible, y de alta calidad, y además permitir una atención personalizada. Según la Organización Mundial de la Salud el número mínimo de visitas recomendables durante el embarazo debe ser ocho, con los distintos profesionales implicados en el proceso, además de la preparación al nacimiento o educación maternal.

Desde que estalló la pandemia provocada por el SARS-CoV-2, muchos de los servicios habituales sociosanitarios han tenido que adaptarse para proporcionar seguridad y evitar el contagio, algo prioritario en los grupos vulnerables en los que encontramos a las embarazadas. Los profesionales han tenido que acomodarse a una atención telemática, aunando consultas para una menor movilidad de la gestante a los centros sanitarios evitando así riesgos innecesarios. Por lo que toda esta situación ha abierto un campo de trabajo virtual que, si bien antes era llevado a cabo en diferentes ámbitos, ahora más que nunca cobra especial relevancia y requiere una formación profesional para que pueda llegar erigirse como complemento a las citas presenciales.

Publicado
2020-11-05
Sección
COLABORACIONES ESPECIALES